Portada ›› Turismo Náutico ›› Laredo, el despegue de uno de los mejores puertos deportivos del Cantábrico

Laredo, el despegue de uno de los mejores puertos deportivos del Cantábrico

Laredo, el despegue de uno de los mejores puertos deportivos del Cantábrico

Situado en uno de los puntos marítimos más estratégicos del Cantábrico, el Puerto Deportivo de Laredo está llamado a convertirse en una de las marinas de referencia del norte de España. Su ubicación, dentro del casco urbano de la histórica villa marinera de Laredo y equidistante de dos de los centros comerciales y administrativos más importantes de la cornisa cantábrica (a 45 kilómetros de Santander y a 50 de Bilbao), este moderno puerto recién construido inicia su despegue dentro del sector náutico nacional.

El Puerto Deportivo de Laredo, cuenta con 857 atraques, zona de servicios y área técnica con un travelift de cincuenta toneladas preparado para varar barcos de hasta 20 metros de eslora; está dotado de todo lo necesario para atender las necesidades náuticas de amarristas y navegantes.

Accesos
Los accesos marítimos al Puerto Deportivo de Laredo se realizan desde una gran bahía, a través de la bocana definida entre el espigón de abrigo con planta curva de más de 700 metros de longitud y el contradique situado al sur del mismo. La canal de navegación tiene un calado superior a 5 metros con referencia a la cero del puerto.

Por carretera, se accede desde el casco urbano de Laredo, donde se llega desde la Autovía del Cantábrico, la A-8 que une Santander con Bilbao, con dos entradas en ambos sentidos. A su vez, esta autovía conecta con toda la red viaria del Cantábrico, la Meseta y el corredor del Ebro.

Servicios del Puerto

Puerto-Deportivo-Laredo_Amarres-1

Gestión de amarres: 812 amarres para alquilar y 45 para tránsito.
Los amarres van desde los 7 metros es eslora por 2,8 de manga, a yates grandes de 20 metros de eslora por 6,6 metros de manga. En total ofrece siete tipos de amarres en función de la superficie. Una de las ventajas del Puerto, es la comodidad que ofrecen sus pantalanes, de pasillos grandes y anchos que facilitan el amarre.
Agua y electricidad: En la zona de pantalanes agua corriente y luz monofásica de 220v – 16,32 y 64ª
Combustible: Instalación fija con pantalán de suministro para gasolina y gasoil en la zona norte de la dársena deportiva. Servicio diario excepto domingos.
Vestuario: Dispone de 100 metros cuadrados de zona destinada a duchas, vestuarios y baños. Cuenta con baño adaptado a personas con movilidad reducida.
Aparcamiento: 350 plazas de aparcamiento vigilado y 30 plazas de aparcamiento al aire libre para usuarios del puerto.
Tránsito: 45 plazas reservadas para tránsito. 10 plazas de 20x6,6 metros; 10 plazas de 18x6,5 metros y 25 plazas de 12x4,8 metros.
Travelift: Cuenta con capacidad de carga de 50 toneladas y tiene unas dimensiones de 26 metros de longitud por 6,10 metros de anchura.
Marina seca: Ofrece 3.926 metros cuadrados de superficie cubierta.
Área de carena: 3.780 metros cuadrados de área descubierta.
Otros servicios: Seguridad y punto limpio.
Servicios externos
Por su ubicación en junto al casco urbano de la villa de Laredo, una de las más turísticas y dinámicas del Cantábrico, el Puerto Deportivo permite acceder a servicios de calidad: Alquiler de coches, talleres, lavanderías, cafeterías y restaurantes, establecimientos hoteleros de diferentes categorías, oficina de turismo, playas, excursiones a espacios naturales, hospital y centros de salud…

Laredo, una villa histórica ligada a la mar
El Puerto Deportivo de Laredo disfruta de una extraordinaria situación en el mismo casco urbano de la localidad, una de las villas marineras históricas de Cantabria.
Laredo emerge en una de las bahías más espectaculares del Cantábrico, y es uno de los centros turísticos más populares del norte de España. Entre sus atractivos están su conservado casco antiguo, su gran arenal urbano, una intensa actividad cultural durante el verano y una amplia oferta hostelera.
Históricamente, Laredo ha sido una villa con una importante actividad marinera, tanto pesquera como comercial, su despegue está marcado por la concesión del fuero en 1.200 de manos del rey Alfonso VIII, que le otorgaba la jurisdicción para la explotación comercial de la mar, desde la canal de Galizano hasta la desembocadura del Asón.
Asimismo, la villa fue escenario de dos viajes que marcan simbólicamente la España moderna: la partida en 1496 de Juana de Castilla, hija de los Reyes Católicos, a Flandes, donde se casó con Felipe de Borgoña “El Hermoso”, y del desembarco de su hijo, el Emperador Carlos V, camino de su retiro de Yuste, sesenta años más tarde.
De su importancia en la Edad Media y Moderna da testimonio la arquitectura de la Puebla Vieja, uno de los cascos urbanos antiguos más amplios de Cantabria, declarado conjunto histórico en 1970.
Actualmente las calles de la Puebla Vieja y el Arrabal están plagadas de mesones y tabernas que ofrecen un ambiente festivo y bullicioso a la zona.
Las dos playas más importantes de Laredo son La Salvé y el Regatón. La primera es un gran arenal de arena fina y dorada de más de cuatro kilómetros de extensión en la que se dan unas condiciones excelentes para el baño y la práctica de deportes náuticos.
La villa cuenta con un buen número de restaurantes, algunos de ellos de gran prestigio dentro de la gastronomía cántabra, en los que los pescados y mariscos del Cantábrico son imprescindibles, lo mismo que las anchoas en semiconserva o las conservas de bonito.