Portada ›› Submarinismo ›› Pescares, buceo responsable en las reservas marinas

Pescares, buceo responsable en las reservas marinas

Pescares, un proyecto de buceo responsable en las reservas marinas, busca implicar a los submarinistas que desean bucear en estos espacios naturales en su protección y conservación.

Durante 2014 se ha desarrollado un programa piloto en las reservas marinas de Cabo de Gata-Nijar y Cabo de Palos-Islas Hormigas, en el que cofradías de pescadores y centros de submarinismo han diseñado de forma conjunta unos criterios de buceo responsable para la protección de la actividad pesquera artesanal como bien cultural con el interés económico que representa para estas zonas el buceo recreativo. La experiencia será difundida e implantada entre todos los aficionados que quieran desarrollar esta actividad deportiva en estos espacios naturales a partir del próximo año.

Durante siete meses, representantes de las cofradías de pescadores y de las asociaciones de buceadores, junto con los responsables del proyecto Pescares, han desarrollado los contenidos formativos de pesca artesanal y de submarinismo en las reservas marinas. Los pescadores han explicado sus técnicas y artes de pesca a los responsables de los centros de buceo y los submarinistas han explicado sus técnicas de buceo a los pescadores para que éstos puedan conocer el bajo impacto de su actividad.

Por lo que, a partir de la segunda mitad de 2015, los buceadores tendrán que cumplimentar un test en el que demuestren conocer estos criterios de buceo responsable y se comprometan a respetarlos. Los contenidos de dicho test están sujetos todavía a la aprobación definitiva del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.
La iniciativa Pescares implica a cofradías de pescadores y a asociaciones de clubes de submarinismo que operan en estas zonas, así como a organismos científicos como el Instituto Español de Oceanografía (IEO), a universidades y a organizaciones, como la Asociación de Buceo Recreativo de España (ABRE), que agrupa a las certificadoras internacionales de submarinistas.

Las ocho reservas marinas -de las diez existentes en España- en las que está autorizado el buceo recreativo son las de Isla de Tabarca, Islas Columbretes, Cabo de Palos- Islas Hormigas, Cabo de Gata-Níjar, Levante de Mallorca-Cala Ratjada, Isla Graciosa e islotes del Norte de Lanzarote, Isla de La Palma y Punta de la Restinga-Mar de las Calmas.

El test para los submarinistas que soliciten permiso para bucear en las reservas marinas se aplicará previsiblemente a lo largo de 2015. La Secretaría General de Pesca prepara ya la aplicación del test en todas las reservas marinas de su competencia.

El proyecto está desarrollado por Océano Alfa y cofinanciado por la Fundación Biodiversidad y Fondos Europeos para la Pesca (FEP), en colaboración con la Dirección General de Recursos Pesqueros y Acuicultura de la Secretaría General de Pesca del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente.